“Formación profesional en la respuesta a la crisis y en las estrategias de recuperación y transformación productiva post COVID-19”

Insaforp participó en en el WEBINAR coordinado por OIT/CINTERFOR: Formación profesional en la respuesta a la crisis y en las estrategias de recuperación y transformación productiva post COVID-19.


En el marco de la Nota Técnica, el Presidente de Insaforp, Ricardo Montenegro compartió cuatro grandes ideas:


• REINVENTAR LAS MODALIDADES DE EJECUCIÓN DE FORMACIÓN PROFESIONAL
• NUEVA OFERTA FORMATIVA PARA LA REACTIVACIÓN ECONÓMICA
• PRÁCTICAS Y COOPERACIÓN SUR – SUR / REDIFP
• RETOS Y OBEJTIVOS AL CORTO, MEDIANO Y LARGO PLAZO


El 90 por ciento de la oferta formativa es presencial, por ello se tuvo que reinventar las modalidades de ejecución de formación profesional a través de la utilización de herramientas de videoconferencias y plataforma LMS.


También, se realizó un proceso de transformación y cambio metodológico de la oferta formativa para dar continuidad a la ejecución.
Entre el trabajo que se desarrolló para implementar la nueva formación en competencias digitales se capacitó a Instructores y Facilitadores en competencias digitales, y nuestra plataforma, Insaforp Online, ha incrementado en un 35 por ciento de su ejecución.

Una dificultad que tiene El Salvador es el alto analfabetismo digital, señaló Ricardo Montenegro, Presidente de Insaforp.

Desde la cuarentena que se implementó en el país, Insaforp desarrolló un programa que sigue ejecutándose para las empresas sobre bioseguridad para la reactivación económica. Montenegro dijo que: “Aquí se les da las competencias a los colaboradores de las empresas para la prevención en sus lugares de trabajo y para implementarlas en sus hogares”.

Actualmente se han fortalecido las articulaciones con las Iglesias, alcaldías para llevarles la capacitación virtual.

Desde hace años, en nuestros programas existen las competencias blandas porque las empresas tienen la necesidad que sus colaboradores las tengan y en todos nuestros programas en línea las estamos fortaleciendo.
“Es importante para el Insaforp no solo fomentar y capacitar la formación, sino mantener la investigación y consulta con los sectores productivos y la población para verificar que la formación sea permanente y oportuna. Debemos estar seguro que lo que ofrecemos es lo pertinente”, enfatizó el presidente de Insaforp.

La nueva forma de educar en la formación presencial exige grupos más pequeños, hoy se trabaja con grupos de 10 personas cuando antes eran de 20, esto implicará aumentar costos.